jueves, 28 de enero de 2010

NADA COMO IR JUNTOS A LA PAZ

La última entrada fue desde Sucre, desde esta ciudad nos encaminamos hacia La Paz. La idea original era ir hacia Santa Cruz pero el camino que unía Sta. Cruz con Sucre era tres veces más peligroso que un paseo por Jurassik Park, lo que nos hizo desistir de tomar este rumbo. En este momento empezamos a desandar el camino que nos había traído a esta ciudad y que nos llevaría hasta Oruro, el día fue largo salimos a la mañana y llegamos a la noche a Oruro.






Oruro-La Paz nos llevo la mañana del día siguiente, la entrada a esta ciudad fue intensa, caótica pasando por el alto llegamos sin coima previa.Acá nos quedamos varios días conociendo algunos lugares nuevos y recorriendo algunos en los que ya habíamos estado





Acá nos encontramos con Gastón y su mujer Cristina (porteña) dos personas encantadoras que nos hicieron sentir muy cómodos. Gastón no hizo un recorrido por la ciudad y por la historia de la arquitectura boliviana

Cristina, Gastón, daniel y garlita



Recorriendo el parque urbano central con Gastón.



Foto biaginistica


Gastón también nos puso en contacto con Carlos Villagomez, arq. con el que tuvimos un par de reuniones por el proyecto en las que tuvimos charlas fundamentales para el desarrollo del trabajo y del viaje.
Luego de unos días en la intensa La Paz, decidimos emigrar de la ciudad al campo, el destino Coroico. En el camino se pasan los 4500 msnm lo que hace que el auto pierda fuerza.








No es la primera vez que nos equivocamos de camino, esta vez fue a la entrada de Coroico; de todos modos llegamos por el camino viejo, este ingreso tiene menos uso en la actualidad pero de todas formas es transitable.


Este lugar tiene un clima tropical, con lluvias constantes, neblina por la mañana y una vegetación frondosa.
En esta zona también existen comunidades de afrobolivianos sus primero pobladores eran sobrevivientes de las minas de Potosí, esto le da “un color” particular a la cultura en general, comidas, bailes, etc. En Coroico vimos algunos morenos también.





Acá pasamos un par de días en un hospedaje primero pusimos la carpa y luego pasamos a una habitación.



Control antinarcoticos de ingreso a "Los Yungos".





Grupo de turistas argentos usufructuando la fama de la renolenta se sacan fotos con ella sin permiso.


Desayuno en villa bonita (vez mamá que no paso hambre).


Reconocimiento a “los del corazón”.


También estuvimos en un lugar que se llama la 3er cascada aquí pusimos la carpa por un par de días también







Esta es la 3er cascada (la más grande de las 3), acá pasando mucho frio se podía bañar.

Carla modelando para un almanaque.




De regreso a La Paz en medio de un entrevero con un zorro gris nos reencontramos con “los maestros”, con ellos compartimos un almuerzo economico nuevamente (incluia helado de color).

Luego de un paso fugaz por La Paz con las asunción de “el evo” en el medio, salimos para Copacabana.











Renolenta cruzando el estrecho de Tiquina.


A Copacabana llegamos de noche y con lluvia para no perder la costumbre, pero rápidamente encontramos hospedaje limpio y económico.

Carla en inmensidad del Titi caca.


Daniel mirando al sudeste.


Habitación “mirador” en Copacabana o más conocida como la habitación a la cual se llega luego de subir 543 escalones.
Pasamos un par de días en esta ciudad con bastante lluvia pero la habitación estaba buena así que podíamos quedarnos leyendo o viendo alguna película.
De todas formas en estas circunstancias uno puede caminar bajo la lluvia, mojarse y no hacerse problema.


Santuario de Copacabana



En la frontera con Perú nos encontramos con unos combinautas, esta sería la primera y última vez que los veríamos.
Bueno gente este es todo el reporte de momento, en la próxima entrega ya entramos al Perú, hasta entonces…..

jueves, 14 de enero de 2010

DEMOLIENDO HOSTELS

Bueno luego de una incontable cantidad de despedidas y contratiempos “salimos a la ruta” y aunque suene melanco es asi. Atrás quedaron el perro paco, familia y amigos.







De izq. a der: pucho, pablo, castor, ner, vale, lili, mario, jero, daniel, cuchi, marcel, marcel bis, joaco, nenoto, juan, carolina, gi, carla noel, marta, Frida, manu, ricki.




De izq. a der: vale, popina, maxi, carla, mateo, caro, negro, castor, Daniel y ner.

El primer tramo debía ser Córdoba – Simoca (Tucumán) saliendo teóricamente temprano en la mañana del 26 de dic. Digo debía porque no va a ser la primera vez en este recorrido que la realidad diste de lo planeado.





Regresando de rio 4 el 25 a la noche tuvimos un percance en el vehículo que nos retrasaría unas horas. Lo cierto es que salimos el 26 cerca del medio día, pero no había drama, las provincias que debíamos atravesar (Sgto. del estero y Catamarca) cuentan en esta época del año con un clima muy agradable.
Llegamos a los 45 grados cuando pasábamos por Recreo (Catamarca), por lo que paramos en un balneario publico a pegarnos una ducha.



video


Unas horas más tarde cuando bajo un poco el sol activamos y llegamos a Simoca (capital nacional del sulqui, posta) a la mañana siguiente temprano salimos rumbo a la quebrada de Humahuaca . Llegamos a Purmamarca donde comimos el consabido estofado de “cordero” y pasamos la noche.


La altura de la puna se hizo sentir primero en nuestro vehículo, camino a Yavi el auto levanto temperatura.




video


El siguiente tramo seria entre Purmamarca y Yavi en la frontera con Bolivia. Pasamos un par de días en Yavi un pueblo tranquilazo en esta época del año previa al año nuevo.






El trámite de aduana nos llevo toda la mañana, pasado el medio y previo pago de cometa del lado boliviano terminamos el papeleo, ya en Villazon tuvimos un problema con la batería por suerte estaban Alejandro, Ana y Daniel que nos “puentearon”.
El tramo Villazon-Tarija nos llevo 14 hs. de empolvados km., el sur de Bolivia casi no cuenta con caminos pavimentados lo que no quita que se cobren peajes y cometas en las trancas o limites departamentales.

video






Tarija no nos recibió de la mejor manera, como si no nos esperara…. llegamos de noche y con lluvia condiciones que nos complicaron el encuentro hospedaje, sumado a esto nos enteraríamos que más tarde que Tarija es una ciudad muy concurrida para pasar el ano nuevo (ya era 30 de dic.). Finalmente conseguimos una habitación para pasar la noche con baño, alfombra y desayuno.
A la mañana siguiente huimos de aquella ciudad que francamente no nos cayó bien. Por suerte a unos 30 km encontramos en reducto donde nos sentimos muy cómodos por un par de días esto es el pie de la reserva biológica cordillera de sama un lugar muy tranqui donde viven algunos campesinos con sus chacras donde cultivan choclo y papas, también había vacas, chanchos, gallinas, perros y algunos animales nocturnos que no logramos identificar.





El próximo destino seria Potosí para esto salimos en la mañana para llegar de noche a la villa imperial actual capital nacional de la fritura.
El camino a potosí fue de nuevo largo sobre las nubes una parte pavimentada pero el resto de serrucho esto parece ser lo común en el sur de Bolivia.













video



video

Gracias a Marcelino y a manu chao la renolenta tiene música
Esta ciudad nos recibió con los brazos abiertos sobre todo a Daniel que encontró en el olor a pollo frito (pollo broadster) una felicidad inconmensurable y por ende en las broadsterias su segundo hogar (el primero es la renolenta).



Esta ciudad para los que no la conocen fue durante la colonia probablemente la ciudad más rica del planeta hoy con una realidad muy distinta es quizás una de las más pobre de Bolivia.
Como vestigio de este momento de esplendor existen la ciudad 26 iglesias algunas transformadas en teatros o museos y una serie de casonas muy pintorescas.
Sus calles sinuosas y en pendiente son seguramente de lo más pintoresco que hemos visto en nuestro corto recorrido.


Fuimos hasta el ojo del inca, una terma que es la boca de un volcán que tiene el agua a mas de 30 grados, un lugar donde aprovechamos para hacer los tratamientos de medicina alternativa correspondientes.



Los 6 de enero en Potosí se celebra el cambio de autoridades originarias, esta vez debido al momento de reconocimiento de estas autoridades en la constitución lo habían invitado al presidente que es justamente el que está impulsando esta transformación.
Así que allí estuvimos inmortalizando este momento cerca “del evo”, el agradecido de nuestra presencia obvio.



También fue esta ciudad la que nos encontró con Nico, Mariel y Edu trió amoroso nativo de Córdoba con el cual compartimos gratos momentos y lamentablemente no existente fotografías que lo demuestren.
El próximo destino fue Sucre acá nos reencontramos con “los maestros” (Ariel y Magda) una pareja bonaerense ligada a la docencia, porteños pero pulentas con ellos compartimos algunas horas y no falto la picada, asado y fernet para coronar un par de días muy agradables.



Acá se puede observar una secuencia en la que “los maestros” le afanan paltas al vecino sin ningún drama.



Camino a la feria de Tarabuco nos encontramos con chichichi un salteño que esta viajando a Perú que había tenido problemas con su estanciera. Obviamente los cacos azules renoleteros acudieron en su ayuda desinteresadamente.


Bueno gente la idea es que carguemos información más seguido en este blog, de momento estamos bien, conociendo gente y lugares nuevo, abrazos a todos!